A...SON SUTILEZAS (TOMO I)

A...SON SUTILEZAS (TOMO I)
A... SON SUTILEZAS (TOMO I) Porque la historia puede ser escrita de forma diferente, para cada quien hay un A…

Sígueme en mis redes sociales

Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter

martes, 13 de agosto de 2019

Ante el acecho del kirchnerismo se dispara el riego país de Argentina. ¿Sabes cuál es el de Venezuela?




Ayer, las agencias económicas reseñaron que el riesgo país de Argentina, medido según el Indice JP Morgan EMBI+ (Emerging Bonds Market Index) alcanzó los 1.467 puntos, un aumento del 68,23% respecto a los 872 punto de riesgo país del día viernes, anterior a los resultados de las primarias del fin de semana donde el candidato del kirchnerismo Alberto Fernández superó al actual presidente Mauricio Macri.


Tal debacle llevó a la prensa especializada a bautizar como “lunes negro” el día de ayer para el riesgo país argentino, ante e temor, que dentro de las elecciones presidenciales dentro de dos meses, la opción izquierdista de Alberto Fernández pueda resultar vencedora.
¿Y dónde está Venezuela? En un “sexenio negro”
El desastre económico y social que el chavismo trajo a Venezuela se refleja en que hoy Venezuela sea el país con el riesgo más alto entre todos los que califica el Indice JP EMBI.
Al día de ayer, Venezuela tenía la astronómica cifra de 11.549 puntos de riesgo país.
Los seis países con más alto riesgo crediticio son:
1- Venezuela 11.549
2- Argentina 1.467
3- Ecuador 706
4- Egipto 539
5- Ucrania 537
6- Turquía 503
Desde el año 2017 hasta la fecha, Venezuela acumula impagos de su deuda, tanto soberana como de Pdvsa por más de 12.000 millones de dólares.
Del año 2013 a 2018, el riesgo país de Venezuela comenzó a ascender vertiginosamente desde 700 a los 2.989 puntos, convirtiéndolo en el país con mayor riesgo para invertir en sus bonos en todo el mundo.



Para el año 2018 supera la barrera de los 5.000 puntos y ya en en mes de agosto de 2019 marca nuevos récords históricos por sobre los 11.000 puntos.
El 9 de julio, JP Morgan informó reduciría la ponderación de la deuda soberana de Venezuela y de los bonos de la petrolera PDVSA a cero en sus índices, en una suspensión efectiva durante cinco meses a partir del 31 de julio. La ponderación de Venezuela era de 0,5%, 0,9% y 1,2% en los índices EMBI Global diversificado, EMBI Global y EMBI+ , respectivamente.
El EMBI+ incluye distintos tipos de activos: Bonos Brady, préstamos y Eurobonos. Los países que actualmente sirven como referencia para el cálculo del índice son: Argentina, Brasil, Bulgaria, Colombia, Ecuador, Egipto, Malasia, México, Marruecos, Nigeria, Panamá, Perú, Filipinas, Polonia, Rusia, Sudáfrica, Turquía, Ucrania y Venezuela


El riesgo país (fuente RAVA)
El riesgo país es un indicador elaborado por el JP Morgan que mide la diferencia que pagan los bonos del Tesoro de Estados Unidos contra las del resto de los países. Este cálculo lo realiza por intermedio de su índice EMBI, siendo específico para cada nación.
De esta manera, el índice mide la sobretasa que debe pagar un bono, en nuestro caso venezolano frente al rendimiento de los títulos a 10 años que emite el Tesoro de los Estados Unidos.
Si el riesgo país es alto puede repercutir además negativamente en la llegada de inversiones a largo plazo, clave para realizar obras. Además, complica las necesidades financieras de un país.
El riesgo país es todo riesgo inherente a operaciones transnacionales y, en particular, a las financiaciones desde un país a otro. La importancia de tener en cuenta el riesgo país, en las operaciones crediticias, creció rápidamente con el desarrollo del comercio exterior, de las compañías multinacionales y, sobre todo, de las operaciones bancarias internacionales. Los banqueros pronto descubrieron que financiar a los clientes en otros países significa enfrentar una serie de problemas nuevos y distintos. Para hacerlo,deben estudiar las características políticas, económicas, sociales e incluso psicológicas de los países con los que intenta establecer relaciones. Asimismo deben estudiar los aspectos legales y fiscales existentes en otras naciones.
El peligro más común de operaciones de crédito transnacional surge de la posibilidad de que el deudor extranjero, en el momento del vencimiento de las transacciones , le sea imposible, por razones reglamentarias u otras fuera de su control o responsabilidad, transferir al prestamista los fondos correspondientes. En vista de esto, el término a veces se considera erróneamente sinónimo de riesgo de transferencia . Este último, sin embargo, se refiere tan solo a uno de los aspectos del riesgo país. El concepto general incluye otros riesgos, como los de expropiación y de nacionalización.
El riesgo país se entiende que está relacionado con la eventualidad de que un estado soberano se vea imposibilitado o incapacitado de cumplir con sus obligaciones con algún agente extranjero, por razones fuera de los riesgos usuales que surgen de cualquier relación crediticia. (lapatilla.com)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.